Recursos Hídricos de Aragón

Red Hidrográfica de Aragón

Las aportaciones superficiales de agua -ríos, lagunas y embalses- son los recursos hídricos fundamentales en Aragón, aunque existen además acuíferos como los de las terrazas del Ebro, Monte Perdido, Guara, etc.

La red hidrográfica consta de cuatro grandes cuencas: la del Ebro, que recoge la mayor parte del territorio aragonés, y las de los ríos Tajo, Guadalaviar-Turia y Mijares en el tercio sur de Teruel. El río Turia se forma en la confluencia del Guadalaviar, nacido en la sierra de Albarracín, y el Alfambra, que surge en la de Gúdar. El río Mijares nace entre esta sierra y la de Javalambre

En Aragón, la gran cuenca del Ebro la forman ríos que afluyen por la derecha desde el Sistema Ibérico y por la izquierda desde los Pirineos. En la vertiente derecha se suceden los ríos Queiles, Huecha, Jalón y Jiloca, Aguasvivas, Martín, Guadalope y Matarraña. Todos ellos son ríos de régimen mediterráneo, es decir, de irregular alimentación, agravada por el fenómeno de desforestación de las sierras. Los ríos que el Ebro recibe en su vertiente izquierda son de dos tipos: los pirenaicos y los del Prepirineo. Los primeros -Aragón, Gállego y Segre- nacen en el Pirineo Axial y son los más caudolosos gracias a su alimentación pluvionival. En cambio los prepirenaicos tienen escaso e irregular caudal, al no contar con aportes nivales. De todos ellos, sólo el Arba (constituido por las tres ramas de Biel, Farasdués y Luesia) vierte directamente al Ebro.

Los encajamientos y pendientes de los cursos de los afluentes contrastan vivamente con el discurrir lento y perezoso del Ebro por tierras de Aragón, donde con frecuencia forma meandros y galachos.

En el Pirineo son numerosos los lagos o ibones de origen glaciar (existen más de 150): Respomuso, Bachimaña, Acherito, etc, son algunos. La mayoría son de circo. Las lagunas y estancas son características del endorreismo que se produce en la depresión central: estanca de Alcañiz, salada de Sariñena, laguna de Gallocanta. Esta es la mayor de Aragón, con 1800 hectáreas de superficie, pero tan sólo metro y medio de profundidad.

La regulación artificial de los caudales ha originado el elevado número de embalses existentes en Aragón, sobre todo en la zona pirenaica: Yesa, Búbal, La Sotonera, El Grado, Barasona, etc. En el Ebro destaca el de Mequinenza (el llamado mar de Aragón) y en el sistema ibérico, La Tranquera.


Situación | Relieve | Clima | Vegetación | Población | Actividades Económicas

Mensaje del Presidente | El Estatuto de Autonomía | El Escudo, la Bandera y el Himno | Instituciones Aragonesas | Historia | Turismo


Fecha Creación: 21-3-1997

Presidencia
Gabinete de Comunicación
Tlfno. 976.418188 / 74 / 69

sobre
cido@aragob.es
migracionportal -->